Día Mundial contra la Pena de Muerte
Día de celebración 10 de octubre
Lugar de celebración Día Internacional

El 10 de octubre de 2018, el 16º Día Mundial contra la Pena de Muerte tiene por objeto sensibilizar a la opinión pública sobre las condiciones de vida inhumanas de las personas condenadas a muerte

Día Mundial contra la Pena de Muerte

El 22 de junio de 2001, los participantes al primer Congreso Mundial contra la Pena de Muerte, "iniciado y organizado por la asociación francesa Juntos contra la Pena de Muerte, aprobaron la Declaración de Estrasburgo, en el Salón del Consejo de Europa. En el párrafo 9, los firmantes se comprometen a "establecer una coordinación mundial de las asociaciones y militantes abolicionistas, cuyo primer objetivo es el de establecer un día internacional para la abolición universal de la pena de muerte."
Después de varias reuniones preparatorias en París y Bruselas, la mayoría de los protagonistas de esta iniciativa se encontraron en Roma, el 13 de mayo de 2002, para establecer oficialmente la Coalición Mundial contra la Pena de Muerte. Un Comité Directivo de 11 miembros fue elegido, y es, desde entonces, renovado en cada Asamblea General anual.
La Coalición Mundial inauguró en el 2003 el primer Día Mundial contra la Pena de Muerte".[1]

16° Día mundial contra la pena de muerte: Condiciones de vida en el corredor de la muerte
El 10 de octubre de 2018, el 16º Día Mundial contra la Pena de Muerte tiene por objeto sensibilizar a la opinión pública sobre las condiciones de vida inhumanas de las personas condenadas a muerte
Las condiciones de detención de las personas condenadas a muerte pueden variar de un país a otro, pero nos afectan a todos.
Desde la reclusión en régimen de aislamiento en los Estados Unidos hasta el hacinamiento en las cárceles de varios países de África y Asia, las condiciones de vida de los condenados a muerte tienden a deshumanizar y a quitarles la dignidad a las personas. Muy a menudo, los condenados a muerte se convierten en seres humanos en los que la sociedad ya no invierte, como si, incluso antes de ser ejecutados, ya no estuvieran vivos, ya no fueran considerados como " seres humanos ".
Además, los condenados a muerte tienen muy poco contacto con sus familiares y abogados, ya que el acceso al corredor de la muerte suele ser muy limitado. Por lo tanto, las condiciones de detención afectan no sólo a las personas condenadas a muerte, sino también a sus familias, parientes y equipo jurídico.

Coalición Mundial contra la Pena de Muerte

Temas del Día Mundial contra la Pena de Muerte

Referencias

Véase también